Finca El Carmen es un ejemplo para Honduras

Villa de San Antonio (Comayagua), 28 de enero._ La Finca El Carmen es un ejemplo para Honduras, afirmó ayer el presidente de la República, Juan Orlando Hernández, durante la inauguración de la primera planta de tamales de esta empresa, en la Villa de San Antonio (Comayagua).

Esta empresa familiar, cien por ciento hondureña, se dedica a la producción y comercialización de productos nostálgicos de la más alta calidad, con un equipo de colaboradores altamente calificados.

La empresa generará al menos 90 empleos directos con esta primera planta de tamales, aunque podrían aumentar hasta 250, y exportará esos productos a Centroamérica y Estados Unidos, y posiblemente también a Europa.

Una empresa ejemplar

Hernández dijo que «es gratificante vivir este momento» de inauguración de la planta y recordó que en sus recorridos entre Lempira y Tegucigalpa «somos clientes desde hace muchos años, décadas».

Destacó el esfuerzo familiar de la Finca El Carmen, que viene de años atrás, y elogió «lo que doña Carmen (Aguilar) y su familia han hecho. Esto es una demostración de lo que los hondureños podemos hacer comenzando desde abajo; para mí significa un ejemplo que debemos replicar».

«Son un ejemplo; montar esta primera fábrica, que suena como que es fácil, pero es complejo, quiere decir que sí se puede», dijo el mandatario.

También puso en perspectiva lo que significa Comayagua. Aquí «hay una representación de algo que los decían que no se podía hacer el aeropuerto de Palmerola y probablemente me va a traer o ya me ha traído algunas repercusiones».

Hernández adelantó que lo que viene en los próximos años para Comayagua «lo convierte en el valle central y en uno de los principales ejes de desarrollo en materia agrícola».

Reiteró que el ejemplo de doña Carmen, con una empresa que nació hace más de 40 años, manda un solo mensaje y es: «Sí se puede».

Tamales ahora sí pasarán la aduana

Doña Carmen Aguilar, propietaria de Finca El Carmen, en medio de la emotividad por lograr uno de sus sueños, dijo que «nuestros tamales ahora sí pasarán la aduana», en alusión a la reconocida canción El Encarguito, del fallecido cantautor hondureño Guillermo Anderson.

«Llevaremos un producto de tradición a Estados Unidos y otros países», donde a los hondureños que residen allá «les recordará su casa», expresó.

Añadió: «No pensemos qué puede hacer Honduras o el presidente por nosotros; pensemos qué podemos hacer nosotros por Honduras».

Aguilar agradeció a quienes califican Finca El Carmen como «una parada obligatoria en el camino» y aseguró que esas palabras resuenan en su corazón.

Más empleos

Manuel Hernández, uno de los hijos de la empresaria, dijo: «Lo logramos», y aseguró que la apertura de esta innovadora fábrica de tamales va a generar «inicialmente 90 nuevos empleos directos pero para el momento de exportar podría superar los 250».

El producto se exportará a Centroamérica y Estados Unidos, y también se buscará el mercado europeo.

Néstor Mendoza, el alcalde de la Villa de San Antonio, donde se ubica la fábrica, dijo que este proyecto «es de mucha alegría porque va a generar más empleo», y dijo que este municipio «es, fue y será la capital de las rosquillas, de los chicharrones y ahora de los tamales».

«Quien no se para a comprar chicharrones (en Finca El Carmen) es un delito», señaló.

El edil de la Villa de San Antonio es miembro del partido Libre, pero ha trabajado con el presidente Hernández y hoy le dijo que, tal como él les ha pedido, «hemos desarrollado juntos la zona económica de Palmerola y este es el primer resultado», refiriéndose a la nueva planta de tamales.

Las instalaciones de la planta cumplen con todas las normativas nacionales e internacionales para la producción de productos asépticos.

Los tamales de Finca El Carmen, además de tener un sabor excepcional, llevarán en sus empaques el sello de Marca Honduras, la estrategia público privada que promociona las exportaciones, las inversiones y el turismo, bajo la sombrilla del orgullo nacional.

Esta empresa contribuye al desarrollo humano, la generación de empleo, competitividad y productividad, promoviendo con ello a mejorar la economía del sector.